- Radio Mundo Real - https://rmr.fm -

Histórico: se entabla demanda legal contra Total en Francia, por su operativa en Uganda

Primera vez que se aplica ley para juzgar a empresas domiciliadas en Francia por atropellos contra DDHH en cualquier país

Cuatro organizaciones sociales de Uganda y dos de Francia entablaron el miércoles una demanda ante la justicia francesa contra la gigante petrolera Total, a la que acusan de no haber tomado las medidas necesarias para que su mega proyecto en Uganda no violara derechos humanos ni dañara el medio ambiente.

Unas 5000 personas fueron desplazadas de sus tierras, antes de recibir compensaciones, a causa del emprendimiento, que ya finalizó su etapa de exploración. Las familias estuvieron un año y medio sin poder cultivar y padecieron hambre.

Alegan además que firmaron la cesión de sus terrenos bajo presión e intimidación, y que el dinero de indemnización que al final cobraron no es suficiente para comprar nuevas tierras. Preocupa que este modus operandi de Total se repite hoy con decenas de miles de personas más en las comunidades que viven en la zona del emprendimiento.

El caso fue presentado en la justicia francesa por parte de las organizaciones Amigos de la Tierra Francia y Survie, de ese país, y Amigos de la Tierra Uganda, Afiego, Cred y Navoda, del estado africano. Lo hicieron luego de dos intentos infructuosos por parte de las organizaciones de Uganda para que el caso lo analizara su sistema judicial.

Se trata de un caso histórico en Francia: es la primera vez que se aplica la ley francesa sobre el deber de vigilancia de las casas matrices y empresas contratistas, aprobada en 2017 [1] gracias a la presión de diversas organizaciones de la sociedad civil. La primera audiencia será el 8 de enero. El caso fue presentado con carácter de “emergencia” por la delicada situación de las comunidades de Uganda desalojadas de sus tierras.

La federación ecologista Amigos de la Tierra Internacional emitió el miércoles un comunicado de prensa [2] sobre el caso. Su presidenta, Karin Nansen, destacó la importancia de esta demanda para el movimiento mundial que busca terminar con la impunidad corporativa [3].

La transnacional de origen francés Total es el principal operador de un mega proyecto petrolero en el lago Albert y el parque nacional de las Cataratas Murchison, área natural protegida de Uganda y zona de inmensa riqueza en biodiversidad. Total planea perforar más de 400 pozos y extraer alrededor de 200 000 barriles de petróleo por día.

Además, se construirá un oleoducto de 1 445 kilómetros, lo que impactará a comunidades y el medio ambiente en Uganda y también en la vecina Tanzania, por donde la tubería deberá pasar para llegar hasta la salida al Océano Índico.

El activista Dickens Kamugisha, de Afiego, contó a Radio Mundo Real sobre las familias desalojadas a causa del emprendimiento. Explicó que las comunidades locales dependen de sus predios para cultivar alimentos para comer y vender, del agua y de la madera que utilizan como fuente de energía. El ambientalista agregó que los pobladores que aceptaron vender sus tierras recibieron pagos muy bajos a cambio.

“Debido a esto la mayoría de las comunidades ahora están desesperadas. Se han ido de sus propias tierras porque no pueden usarlas, no pueden cultivarlas. Otros ya no pueden acceder a servicios sociales, ahora viven con sus familiares. Hay mucho sufrimiento”, manifestó Dickens.

En 2014 las organizaciones de Uganda presentaron el caso a la justicia nacional, sin suerte, y volvieron a no tener éxito en abril de este año. Resolvieron entonces aliarse a organizaciones francesas y presentar el caso en la justicia de ese país europeo. “Ya no esperamos obtener justicia en Uganda”, se lamentó Dickens.

En tanto, la responsable de Campañas sobre Regulación de las Transnacionales en Amigos de la Tierra Francia, Juliette Renaud, explicó a Radio Mundo Real que la ley francesa sobre el deber de vigilancia obliga a las casas matrices domiciliadas en Francia a identificar, prevenir y remediar las violaciones a los derechos humanos y al medio ambiente de sus actividades, pero también las de sus subsidiarias y subcontratistas, en Francia y en cualquier parte del mundo.

Las organizaciones demandantes consideran que Total incumplió la nueva norma en varios de los puntos que tienen que ver con la vigilancia y las medidas de prevención para asegurar el respeto a los derechos humanos y el cuidado del medio ambiente.

En junio los demandantes presentaron a Total una nota formal, siguiendo el protocolo para evitar llegar a un caso judicial, con la evidencia de las violaciones a los derechos humanos de la empresa en el proyecto petrolero de Uganda y del riesgo de una inmensa destrucción ambiental. Total respondió recién a fines de septiembre y negó toda responsabilidad.

Diez mil personas firmaron ya la petición online [4] “Total, te veo en la Corte” para apoyar el caso. Juliette subrayó a Radio Mundo Real que es fundamental que la ciudadanía a nivel mundial se una a la demanda, a fin de sumar voluntades y presión contra una poderosísima corporación, que se valdrá de todo su poder para defenderse.

Si desea más información, visite el sitio: https://www.totalincourt.org [4]

Además, puede ver el siguiente video: